Préstamos Personales

Te ha surgido un imprevisto que debes enfrentar y no estás preparado para ello o simplemente tienes algo en mente para lo que no tienes el dinero. Los préstamos personales te ayudan a salir airoso de estas situaciones tan incómodas de forma rápida y poco complicada.

Las entidades financieras tienen en su haber una oferta bastante variada para diferentes tipos de préstamos. Entre sus productos financieros se encuentran los préstamos personales como una forma de ayudar a sus clientes con esas circunstancias en que requiere disponer rápidamente de efectivo y con condiciones favorables para resolver prontamente algunas complicaciones.

Para entender mejor los préstamos personales es conveniente aclarar algunos términos:

  • Se entiende por prestatario a la persona que recibe el préstamo.

  • Prestamista: Persona particular, entidad financiera o empresa que otorga el préstamo.

  • Capital del préstamo personal: Cantidad de dinero que el prestamista entrega al prestatario.

  • Cuota: Es lo que paga el prestatario regularmente al prestamista; por lo general las cuotas son mensuales, incluyen capital e intereses.

  • Plazo: Tiempo o periodo durante el cual se tiene el dinero y durante el cual se tiene que hacer el reembolso del dinero prestado.

¿Que es un préstamo personal?

Es un tipo de financiamiento en el cual un se establece un contrato entre un prestatario y un prestamista, donde se establece el monto de dinero a conceder en calidad de préstamo, el plazo para la cancelación del mismo y las condiciones fijadas para el otorgamiento. El monto aprobado dependerá de tu capacidad de pago. Esta alternativa de financiamiento ha sido muy popular en los últimos años y esto debido a la alternativa de realizar la solicitud de préstamos de dinero rápido en línea.

Características de los préstamos personales:

  • Son de rápida aprobación, no necesitas de largos análisis para tener respuesta sobre la concesión de tu préstamo personal fácil.

  • Los montos aprobados no suelen ser por cantidades elevadas, son montos que permiten solventar eventualidades, no son para realizar grandes adquisiciones.

  • La tramitación es poco complicada o fácil de realizar, el proceso es más sencillo que para otro tipo de créditos, por eso son una opción viable para solucionar rápidamente algún imprevisto.

  • Puedes hacer la solicitud en las oficinas del prestatario o vía web. Si quieres ahorrarte la molestia de salir de casa y esperar para ser atendido, puedes hacer tu solicitud por internet, es más cómodo y más sencillo.

  • No necesitas garantías. Para este tipo de créditos no se requiere garantía o aval, es decir, ofrecer un bien como sustento del crédito.

  • El destino del crédito es a escogencia del solicitante. Conocer la finalidad del crédito no es importante en estos casos, por lo que una vez depositado, puedes disponer de él para lo que necesites.

Requisitos para acceder a un préstamo personal:

  • Tener una cuenta bancaria donde se te hará efectivo el depósito del préstamo.

  • Tener un buen historial crediticio. Lo que significa que debes haber acumulado buenas referencias de tus créditos anteriores. Esto no siempre es obligatorio e incluso existen simultáneamente los créditos rápidos sin nomina.

  • Contar con ingresos fijos que garanticen que puedes cumplir con las cuotas establecidas y el reembolso total del préstamo.

Algunos aspectos a considerar:

  • Consultar al menos en tres entidades financieras para comparar tasas de interés y condiciones del préstamo, y de esta forma asegurar que estemos escogiendo las mejores condiciones para nosotros.

  • Solicitar el monto total de la comisión de otorgamiento u otras comisiones por cobrar. Si el préstamo es libre de comisiones, mejor aún; si debemos pagarlas debemos estar al tanto de los montos exactos.

  • Solicitar el costo total del seguro de vida o de su financiamiento, si fuera el caso. En algunas oportunidades este tipo de préstamos requieren de pólizas que garanticen el reembolso del préstamo en caso de cualquier eventualidad, lo importante es conocer los montos exactos que debemos cancelar.  

  • Algunas entidades piden debitar la cuota mensual del préstamo de tu cuenta. Si ese fuera el caso, me parece más cómodo, así no tendrás que estar pendiente de la fechas, acudir a la taquilla o ponerte a hacer transferencias y será mas fácil evitar atrasarte y caer en impago o mora.

  • Evaluar objetivamente tu capacidad de pago es importante para asegurarte de poder cumplir con tu cuota mensual, sin afectar negativamente tu presupuesto habitual.

Los préstamos personales te ayudan a salir de apuros, a colaborar con la organización y administración de tus finanzas, te despejan el panorama para cumplir tus metas y realizar tus proyectos de forma rápida y sin más complicaciones de las que brinda el día a día.

Aplique aquí para un préstamo Personal

Aplicar Ahora